ES CORRESPONSABLE.

Los municipios son responsables de la gestión de pilas y baterías usadas sólo en el caso de generarse en el ámbito doméstico, por lo que deberá de establecer sistemas de recogida selectiva a disposición de los ciudadanos, con la finalidad de transportarlas hasta centros de almacenamiento temporal, antes de su entrega a las plantas de tratamiento final.

La responsabilidad recae también en los Sistemas Colectivos de Responsabilidad Ampliada del Productor (SCRAP’s) de residuos de pilas, acumuladores y baterías usadas que, en cumplimiento de las normas comunitarias, estatales y autonómicas vigentes, tienen que gestionar y financiar las pilas y baterías una vez convertidas en residuos. Para ello será necesario que el municipio establezca con un SCRAP el correspondiente acuerdo. SCRAP de residuos de pilas y acumuladores: